Lecheros: “Somos los grandes perdedores de este modelo”

Marcelo Aimaro, titular de Meprolsafe se refirió por Aire de Santa Fe a la reunión propuesta desde la dirección de lechería nacional para el 10 de julio y confirmó que no van a asistir

“Estamos cansados entre tantas idas y vueltas es una falta de respeto, la primera convocatoria fue suspendida y cada vez que llevamos soluciones no las toman en cuenta. No quieren hablar del tema precio”.

Según comentó Aimaro 458 tambos, el número oficial de cierre durante el último año, no refleja la realidad del sector. Para el dirigente son más . “La cadena perdió 15.000 millones en el último año dentro de los cuales el productor perdió el 97% en la cadena. Hace 30 meses que estamos perdiendo. Somos el pato de la boda”.

“Qué hacemos de acá en adelante es difícil, el productor necesita el hoy, todo lo que sea a largo plazo pasa a segundo plano”.

“La leche más barata vale más de 20 pesos. El tambero debería recibir $8 más iva por litro para quedar empatado. Cobramos con cheque a 30 días de haber entregado el producto”.

Por último, Aimaro manifestó que las soluciones deben venir del gobierno nacional y está ausente, sin acompañar la problemática.

El 26 de julio se sumarían a una movilización del sector a realizarse en Buenos Aires.

Volvé a escuchar la entrevista:

https://soundcloud.com/airedesantafe-1/2018-07-07-nota-completa-marcelo-aimaro

Comunicado de MEPROLSAFE

Apelando a la razón, a la mesura y al sentido común los productores lecheros nucleados en MEPROSALFE y también representados por otras entidades del sector en el país, hemos aceptado el diálogo con los funcionarios del actual Gobierno, hemos asistido a tantísimas reuniones en Buenos Aires dedicando tiempo, plata y esfuerzo, pero después de dos años y medio NO PASA NADA. No sabemos si los funcionarios son ineficientes o si realmente viven otra realidad.

Desde el comienzo de este ciclo político coincidimos en aceptar el diálogo ofreciendo nuestras propuestas razonables, planteando los problemas estructurales que impiden el normal crecimiento de la lechería. Con el exceso de optimismo los funcionarios han invocado permanentemente por “una lechería en crecimiento”. En cambio nosotros hemos expuesto claramente que resulta imposible producir más en un escenario siempre incierto por ausencia de políticas de Gobierno. Para colmo de males el clima no nos ha acompañado y la asistencia oficial para atemperar los efectos de estos fenómenos ha sido mezquina y ha llegado tarde.

Si no entienden la problemática lechera en toda SU MAGNITUD, después de haberse caido estrepìtosamente la producción por el achique de los rodeos, la liquidación de tambos y motandad de animales como lo hemos vivido, es inútil que continuemos dialogando en estos términos. En estos días nos anunciaron que el Presidente Macri nos recibiría el día martes 10 de julio, hoy -5 de julio- nos informan que la reunión se hace igual pero que el Sr Presidente nos atendería recién a fines de Julio. ¿A qué estamos jugando? ¿Qué pretenden los funcionarios?

La agonía por la que atraviesa el sector lechero no se la está viendo, productores endeudados, la asistencia financiera que es una ficción y con el agravante que desde varios meses estamos produciendo a pérdida. Nuestros insumos están dolarizados, el alto costo de la alimentación lleva a bajar la calidad de la dieta a nuestras vacas y esto va a impactar en otro descenso de la producción. Estamos produciendo volúmenes por debajo de 2015.

La lechería argentina continuará achicándose, contrariando los mensajes optimistas de que “El mundo va a demandar mucha leche y nosotros seremos un gran proveedor de este alimento”. En este marco es mejor no mencionar semejante desafío que bien podríamos atender porque existe un potencial que claramente se desaprovecha. Esto no lo arregla el Mercado, esto se resuelve con una política Nacional y es lo que estamos esperando. Por esta razón la Mesa Provincial de Productores Lecheros de Santa Fe ha decidido NO ASISTIR a la próxima reunión del martes 10 de julio a la que se nos ha convocado. Por eso manifestamos públicamente: “¡ Basta de engaños!

Autor:
Fuente: Aire de Santa Fe